Contraindicaciones de las semillas de lino



Hemos comentado reiteradamente los muchos beneficios que aportan para la salud las semillas de lino como regular la tensión arterial, prevenir estreñimiento o adelgazar en otros muchos que puedes ver aquí.

A pesar de ello, muchas personas incorporan a su dieta las semillas de lino sin tener en su poder toda la información necesaria y es que en algunos casos tienen contraindicaciones. ¡No te asustes! En la mayoría de los casos no será un problema el consumo de semillas de lino.


Contraindicaciones de las semillas de lino.

Es cierto que las semillas de lino aportan unos beneficios increíbles, que ayudan a mejorar en temas estéticos como el cuidado de la piel y otros temas del ámbito de la salud. De hecho es común el uso medicinal de estas semillas. En muchos lugares estas semillas se han catalogado como “semillas milagro” por todos los beneficios que aporta. Pero no por todas estas cosas podemos afirmar que las semillas de lino no tienen contradicciones.

Como cualquier planta medicinal comprada en un herbolario o parafarmacia se deben de conocer sus efectos secundarios y contradicciones. Posteriormente, te indicaremos cuales son estos efectos, pero si tienes duda debes consultar con el empleado de estos establecimientos.


La mayoría de las personas que consumen semillas de lino suelen afirmar que estas semillas carecen de efectos secundarios y en el caso de tenerlos seria leves. Pero la realidad es que aunque la posibilidad es mínima, pueden llegar afectarnos si las dosis consumidas son altas o muy prolongadas de forma habitual.

Es decir, si tomas semillas de lino para combatir el estreñimiento deberás consumir una cantidad cada mañana en el desayuno. Pero si esa cantidad la multiplicas por varias veces al día, puedes sufrir diarreas. Es solo un ejemplo de los muchos casos que hablaremos a continuación:

- Si consumes medicamentos por motivos de una enfermedad, debes consumir las semillas de lino 2 horas antes o 2 horas después. Ya que el poder de absorción de la linaza puede anular el medicamento.



- La linaza tiene un efecto anticoagulante. Si por alguna casual toma medicamentos para este motivo debes saber que se puede potenciar aún más el efecto. Por lo que no es recomendado.

- Otro de los medicamentos con el que las semillas de lino no son compatible es con la aspirina. Aunque no se conoce de forma exacta el motivo, no es recomendable consumirlo en conjunto.

- La linaza tiene la gran propiedad de regular la glucosa en la sangre y es muy beneficiosa para pacientes que padecen diabetes. Sin embargo, estas personas deben llevar controles rigurosos del azúcar para no potenciar el efecto de la insulina. En cualquier caso, la linaza es un gran apoyo a diabéticos.



- Las personas que padecen diverticulosis no deben consumir semillas de lino directamente. El motivo es que esta enfermedad es una afección derivada del consumo de fibras y las semillas de lino tienen altos niveles de fibra. En estos casos se recomienda remojas las semillas de lino en agua y beber posteriormente esa agua.

- Las semillas de lino están contraindicadas en personas que han sido operadas del aparato digestivo y de oclusiones intestinales.

- Si tienes diarreas por el motivo que sea, las semillas de linaza no son tu mejor opción. Puesto que estas contienen altos contenidos de fibra y previenen el estreñimiento.

- Pacientes con cancer que afecten a las hormonas como el cáncer de mama.

- Es poco recomendado su uso en embarazadas, mujeres lactantes y en niños menores de 12 años. En ese caso solo pueden ser consumidas bajo la supervisión de un médico.

Estas son las mayores contraindicaciones que tienen las semillas de lino. De todas formas, si se padece algún tipo de enfermedad o alteración es responsabilidad del consumidor informarse antes de empezar a consumirlas.

Semillas de lino: Efectos secundarios.

El consumo de semillas de linaza es probablemente seguro para la gran mayoría de la población. El consumo de linaza regulara el tránsito intestinal y el número de defecaciones por día. Sin embargo, un consumo abusivo podría producir efectos secundarios gastrointestinales como hinchazón, gas, dolor de abdomen, diarrea o nauseas.

Esta es una pequeña lista de los efectos secundarios principales que puede ocasiones un consumo no adecuado de la linaza:

- Efectos laxantes. Un consumo elevado de linaza puede provocar diarreas a cualquier persona. No es recomendable su consumo para personas que padezcan intestino irritable, diverticulitis, enfermedad inflamatoria del intestino, enfermedad de Crohn y colitis.


- Obstrucción del tracto digestivo. Las semillas de lino puede provocar la obstrucción de intestinos o esófago si se consume en grandes cantidades. Personas que padecen estrechamiento de estas zonas o lo han padecido no deben consumir linaza. Tampoco personas con escleroma.

- Reacción alérgica. Son poco comunes y sus síntomas son dolor abdominal, náuseas y vómitos.

- Efectos de sobredosis. En caso de sobredosis los principales síntomas son debilidad, falta de aire al respirar, hiperventilación y dificultad para caminar. En ocasiones puede provocar convulsiones o parálisis. Cabe destacar que estos síntomas se han obtenido del estudio con animales.

- Efectos hormonales. Las semillas de lino tienen efectos muy similares a los estrógeno y si se consume de forma prolongada puede experimentar algunos cambios en la menstruación. No deben consumir linaza mujeres embarazadas ni que tengan endometriosis, síndrome de ovarios poli quísticos, fibromas uterinos y cáncer (mama, ovario y útero).

Como has podido apreciar los casos en los que la linaza es poco recomendada son muy específicos y escasos. Siendo para la mayoría de las personas un alimento de gran calidad por todas sus propiedades.